Crear en viaje. La música de Pascuala Ilabaca

8 11 2012

Por Camila Pruzzo

Equipo Cine Club

El caminante no riega las flores”, cuenta Pascuala Ilabaca, que su hermana dijo alguna vez. El visitante no se detiene, observa hacia arriba, hacia los costados, mira los edificios históricos, lo que se vuelve evidente desde las alturas de los ascensores de Valparaíso, lo que para el caminante del cerro es sólo el borroso paisaje del plan, lo que se camina día a día hacia el Mercado, la Universidad, las compras y los pagos, o simplemente antes de un encuentro con algún amigo.

Las casitas de los cerros, coloridas, re-construidas constantemente, mironas, guardan los secretos y las sonrisas de las mujeres que viven en el Valparaíso que no es turístico, del que día a día viven la contradicción en la calma del horizonte y el clima marino. La música y las artes, florecen en el puerto llenando las escaleras de imágenes y sonidos propios, como si se tratara de la flora y fauna del lugar.

El documental de Alejandra Fritis, representa esta idea del cine regional desde dos visiones que se complementan; primero, desde el seguimiento de un personaje multi-cultural (Pascuala Ilabaca) que ha vivido la historia de la música ligada a la cultura de oriente y a la chilena, trabajando con fusiones en el canto y la composición, y que a su corta edad ha recorrido y habitado pequeños centros urbanos, encontrándose hoy con su ciudad porteña. Y por otro lado, el retrato del puerto, la historia íntima de una región a través de las manifestaciones artísticas que nacen en ella, aquella madre que cría y entrega a sus hijos a una nueva vida.

Este rescate a la memoria regional, del constante resguardo de lo irrepetible, es lo que impulsa muchas veces a la cinematografía de provincia para gestarse y así fundar nuevos puntos de creación fuera del alcance de la Capital. Una capital que enmarca las necesidades tanto estéticas (la importancia del punto de vista, desde dónde y hacia dónde se ubica la mirada) como económicas, en términos de condiciones de producción, que determinan finalmente el lenguaje con el que se construye el cine de regiones.

Recolectores de la historia local que está siendo tapada por el cemento y la reconstrucción, manejada por las inmobiliarias y las políticas de Gobierno tras el terremoto del 2010. Es el momento para hacernos parte del rescate a nuestra historia, constituida por 13 regiones más, por la multiplicidad de testimonios y miradas, por la necesidad de resguardar en la memoria lo que sin duda está destinado, por el progreso, a desaparecer.

Comparte:
Facebook Twitter Tumblr Email

Acciones

Informacion

Deje un comentario

usted puede usar estos tags : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>




Social links powered by Ecreative Internet Marketing